domingo, 28 de febrero de 2016

OBJETIVO, LA MONCLOA . . .


Lo del PSOE con CIUDADANOS es un matrimonio de conveniencia donde no hay amor, el único objetivo del contrayente es llegar a la moncloa. No hay amor, solo es sexo. Un paripé que me evoca al jaque mate pastor, también conocido como "el mate del loco" (una jugada de ajedrez en tres movimientos, cuyo defensor es el rey, como en el caso que nos ocupa).


El objetivo de Pedro Sánchez es "tocar el cielo con la mano" y no perder la oportunidad histórica de ser presidente del gobierno.

El acuerdo con Ciudadanos fue una puesta en escena, como mismo lo fué la votación surrealista en diferido para refrendar el pacto abierto y consumado con Rivera. 


Pedro Sánchez tiene un plan B, conseguir con Podemos la mayoría suficiente para conformar gobierno y hacerle bajar las ínfulas a Pablo Iglesias





Sánchez tiene una relación abierta con Rivera en una cama redonda donde Iglesias tiene que ir a parar, si quiere tocar el cielo con las manos, con menos pretensiones, en un reparto equitativo de poder, con dos vicepresidencias de gobierno. 

Sánchez le ha tomado la palabra a Iglesias de que "el cielo no se toma por consenso: se toma por asalto"

JAQUE MATE

La jugada de Sánchez es el jaque mate a Iglesias. Si Pablo Iglesias quiere no perder una oportunidad histórica de ser el vicepresidente del gobierno y tocar el cielo con las manos será una sonrisa del destino que le tendrá que agradecer a Pedro Sánchez.