miércoles, 24 de abril de 2019

Pablo Rodriguez: "Arrastramos una deuda de 30.000 euros del IBI"

                                                             
Los colectivos vecinales de Telde quedarán exentos del pago del Impuesto de Bienes e Inmuebles gracias a una propuesta del candidato socialista a la alcaldía de Telde Alejandro Ramos Guerra que será aprobada por unanimidad en la próxima sesión plenaria, previsiblemente en el pleno ordinario de abril que se celebrará el viernes día 3 de mayo.

La propuesta surge de la situación en la que se encuentra el primer movimiento vecinal de este tipo fundado en Jinámar, La Concepción de Jinámar, que, tras el abandono que ha sufrido por parte del Ayuntamiento de Telde, actualmente tiene su cuenta bancaria embargada por los recargos que la empresa Valora les viene efectuando desde el año 2012 y cuya denuncia no se ha tenido en cuenta.El presidente del colectivo vecinal Pablo Rodriguez Hernández en declaraciones que ofrecemos en formato audio nos avanza que La Concepción debe al día de hoy unos 30.000 euros, sumando los impuestos (IBI) y los intereses demora al tiempo que hace público el agradecimiento en nombre de la Junta Directiva al candidato a la alcaldía de Telde por el Partido Socialista Obrero Español Alejandro Ramos Guerra por defender la propuesta que les eximirá al colectivo de Jinámar y al resto de Asociaciones de Vecinos de Telde del pago del IBI. 

El presidente del colectivo vecinal Pablo Rodriguez Hernández en declaraciones que ofrecemos en formato audio nos avanza que La Concepción debe al día de hoy unos 30.000 euros, sumando los impuestos (IBI) y los intereses demora al tiempo que hace público el agradecimiento en nombre de la Junta Directiva al candidato a la alcaldía de Telde por el Partido Socialista Obrero Español Alejandro Ramos Guerra por defender la propuesta que les eximirá al colectivo de Jinámar y al resto de Asociaciones de Vecinos de Telde del pago del IBI. 




A pesar de los trámites, reclamaciones, gestiones administrativas y requerimientos que ha llevado a cabo esta asociación de vecinos -representante del barrio con el mayor número de habitantes del municipio-, para que se les conceda la exención del impuesto, su presidente asegura que no solo no han recibido respuesta sino que “la situación se ha agravado y esta resulta insostenible”.

El trabajo de formación, (talleres, cursos, etc) social, cultural y solidario (dan alimentos a 600 familias diariamente, además de donativos de ropas y enseres a otras 4000-5000 personas, a través de la Red solidaria de la Asociación de Vecinos)  que viene realizando la Asociación de Vecinos La Concepción de Jinámar ha sido reconocido por la Comunidad Económica Europea y otros organismos nacionales. 

                                                                      

El partido socialista es consciente de “la desprotección y el olvido por parte de la institución municipal” que sufren este tipo de movimientos vecinales por “la falta de ayudas económicas, colaboración para desempeñar sus labores, ausencia de información para, por ejemplo, acceder a las subvenciones, o asesoramiento”, destaca el portavoz del PSOE en Telde y candidato a la alcaldía, Alejandro Ramos. Así, asegura que la de Jinámar no es la única asociación que se encuentra en esta situación y que “todas aquellas que tienen sede propia en esta ciudad sufren las altas tasas del IBI a las que están sometidas”.

                                                                              

Con el fin de “apoyar a esta causa y dar voz a la denuncia y reclamación de esta y todas las asociaciones vecinales que se encuentran en esta situación o alguna similar”, señala Ramos, el grupo socialista municipal llevará al próximo pleno el siguiente acuerdo:

1. Reconocimiento, por parte del Pleno de la Ciudad de Telde, de la extraordinaria labor que han desarrollado y desarrollan las asociaciones de vecinos de los diferentes barrios de nuestro municipio.

2. Que el Ayuntamiento de Telde, a través de las concejalías de Economía y Hacienda y Participación Ciudadana, constituya una comisión técnica que establezca unos criterios que estipulen la extinción del IBI a las asociaciones sin ánimo de lucro que posean local propio.

3. Instar al Ayuntamiento de Telde a adquirir el compromiso de conceder la extinción de dicho impuesto a las asociaciones vecinales con local propio y tras un previo informe técnico favorable, en base a los criterios establecidos.

4. Instar al Cabildo de Gran Canaria a aumentar la cuantía de las subvenciones a las asociaciones vecinales y que estas incluyan gastos de mantenimiento de tasas de esta índole o similares, que en la actualidad no están contempladas.

5. Instar al Cabildo de Gran Canaria a incluir dentro de la convocatoria vigente de Subvenciones para actividades de promoción del movimiento asociativo vecinal y la convivencia ciudadana el 100 por ciento subvencionado en el apartado D de Inversiones (OBRAS) a todas las asociaciones con independencia de la propiedad del local o sede donde realizan sus acciones.

                                                                             

Cabe recordar que La Concepción de Jinámar fue declarada Interés Público Municipal el 16 de abril de 2018, en Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Telde, por la actual corporación, como reconocimiento por la labor que viene desempeñando desde hace 43 años como la primera asociación vecinal de Jinámar. Desde su fundación en 1976, no ha cesado en su compromiso con sus asociados y el barrio, luchando por los intereses del pueblo y reivindicándose por las necesidades del mismo. En la actualidad, a través de ella se ha tejido un movimiento social, que llega también al Valle, con un amplio programa de actuaciones de toda índole, desde donaciones de todo tipo de enseres a las familias más necesitadas hasta colaboración con ONGs, concienciación con el cuidado del medio ambiente o actividades culturales y deportivas, entre una larga lista.

Pese al reconocimiento y su labor, el Ayuntamiento no ha hecho ni hace nada por sus vecinos ni por mejorar la situación que denuncian y que les afecta tanto a ellos como al resto de asociaciones que sufren los mismos problemas económicos o similares, entre otros”, concluye Alejandro Ramos Guerra.