domingo, 10 de marzo de 2019

NC quiere vender las obras en las Escuelas Infantiles que inaugurará el nuevo gobierno de Telde

                                                                         


Según ha sabido ONDA GUANCHE en cuestión de días la empresa municipal FOMENTAS comenzará las obras para rehabilitar las Escuelas Infantiles, dando preferencia a la de Jinámar. El plazo de duración será de unas seis semanas, pero se puede ir a ocho, o sea, en plena campaña electoral, para vender en solitario la apertura de las Escuelas Infantiles para el curso escolar 2019-2020 cuando en realidad será el nuevo gobierno de Telde el que tendrá que dotarlas de personal para ponerla en funcionamiento y el que las inaugurará.

Una vez más Carmen Hernández y su banda (NC) subestima la inteligencia de la ciudadanía que le pasará factura en las urnas, como revela la encuesta secreta que esconde la secta, donde se le vaticina un batacazo electoral.


                                                                           

El dato empírico es que la ciudadanía ha podido comprobar que lejos de cumplir su promesa de abrir si o si las Escuelas Infantiles  la alcaldesa Carmen Hernández y su equipo de chapa han permitido su destrucción, lo que multiplica por diez los gastos para su rehabilitación. Es más, si la alcaldesa hubiera tenido interés por abrir las Escuelas Infantiles (como lo ha tenido para pagar las expropiaciones ilegales de Paco Santiago) lo pudo hacer hace años, teniendo como socio a los concejales de Coalición Canaria (también levantaron la mano para cerrarlas) y al teldense y ex concejal Pablo Rodriguez como vicepresidente del Gobierno de Canarias. 






                                                    ONDA GUANCHE ha evacuado consultas con los líderes de la oposición municipal llamados a conformar el nuevo gobierno de Telde sobre el futuro de las Escuelas Infantiles y nos dice que el Ayuntamiento asumirá la gestión y mantenimiento y será el Gobierno de Canarias, con la colaboración del Cabildo Insular los encargados de dotarlas de personal, administrativo y docente. Los principales líderes de la oposición coinciden en que desde el área de Servicios Sociales previo informe de la UTS de la zona se excluirá del pago de las Escuelas Infantiles a las familias que no tengan ningún ingreso, que en el caso de Jinámar y Las Remudas pueden ser casi el 70 por ciento. 


                                                                             

Las prisas de la alcaldesa y su banda para iniciar las obras en las Escuelas Infantiles e intentar acabarlas en plena campaña electoral es para remontar las encuestas que le dan un batacazo electoral e intentar no perder la bolsa de votos por la falsa promesa de que las Escuelas Infantiles las abriría si o si de forma inmediata (año 2015) si votaban a Nueva Canarias en Telde. 


                                                                                   

Carmen Hernández tras tomar posesión de cargo de alcaldesa se subió el sueldo se rodeó de un equipo de casi 30 asesores, tan vagos e inútiles como los concejales del gobierno de laboratorio y no sólo se olvidó de abrir las Escuelas Infantiles sino que permitió su desmantelamiento. De hecho hace tan sólo unas semanas se produjo un incendio en la de Las Remudas, el resto ha permitido que se conviertan en un estercolero y antro de venta de drogas y de okupas. Las dos promesas incumplidas mas relevantes de Nueva Canaria han sido el abandono de las Escuelas Infantiles que las inaugurará el gobierno que viene y el desmantelamiento del área de Servicios Sociales, concejalia que prometió Carmen Hernández iba a asumir personalmente, "por ser una prioridad de la alcaldía atender a las familias que peor lo pasan" quintuplicando la bolsa de pobreza y miseria en la ciudad", dijo literalmente Carmen Hérnández, (ver vídeo).